AMA A TUS PADRES; NO LOS JUZGUES...

Cómo juzgar a mis padres si ellos son los que me dieron la vida. 
Cómo juzgar a mis padres, sí soy una bendición de Dios. Ni ellos eligieron ser mis padres, ni yo los elegí como mis padres. 
Cómo juzgar a mis padres, si me regalaron su vida y juventud, para criarme y educarme.
Cómo juzgar a mis padres, si cuando me sentía derrotada me animaron y levantaron a seguir adelante.
Cómo juzgar a mis padres, si ellos vivieron la vida mas años que yo.
Cómo juzgar a mis padres, si para ellos soy parte de su vida y ellos son parte mía.
Por eso y más cosas, nunca juzgues a tus padres. Ellos son un regalo de Dios.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Google+ Followers