A veces tenemos que renunciar a algunas personas...
y no porque no te importen,
sino porque no les importas a ellas!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Google+ Followers